Foto: Adriana González

Universidad

Prueba de pinza para la diabetes


Desarrollan investigadores del CUCS un estudio de sensibilidad a la insulina

Por Dania Palacios
13 Marzo 2017

El Instituto de Terapéutica Experimental y Clínica (Intec) del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS) ha desarrollado una prueba para detectar la sensibilidad o resistencia a la insulina para detectar diabetes muchos años antes de que ésta se presente en el individuo.

La prueba de pinza o estándar de oro consiste en canalizar los dos brazos del paciente, para tomar muestras a pie de cama cada cinco y dos minutos.

“Podemos determinar si el paciente tiene ya afectada su sensibilidad o su secreción de insulina antes de que aparezcan diabetes, hipertensión, dislipidemia y obesidad”, explicó Esperanza Martínez Abundis, profesora investigadora del Intec.

Aunque dicho instituto es uno de los pocos que existen en el país con estudios en el estándar de oro, la complejidad de la prueba impide que se practique de manera habitual en consultorios.

Para facilitar la detección de la deficiencia de sensibilidad a la insulina, el grupo de investigadores del Intec, en colaboración con otras instituciones de salud públicas, encontraron una prueba mediante el índice de glucosa y triglicéridos.

“Hacer una división entre la cifra de triglicéridos y la cifra de glucosa, y dividirlo entre dos. Cuando ese valor sube de 4.68 nos indicaría que el individuo ya está perdiendo la sensibilidad de insulina”, detalló Martínez Abundis.

Personas mayores de 45 años, con factores de riesgo como hipertensión, con grasas altas, hábitos de fumar o con antecedentes de padres con diabetes, forman parte del grupo candidato a practicarse esta prueba.

El factor de riesgo también incluye a los jóvenes a partir de 20 años que tienen antecedentes familiares con diabetes, hipertensión u obesidad.

“Tener sólo el antecedente, aunque la persona sea delgada, joven, o sin algún factor de riesgo; sólo con tener el antecedente familiar ya lo pone en diferentes cifras de glucosa, lípidos y presión arterial, con relación a aquel joven que no tiene el antecedente”, agregó.

La Federación Internacional de Diabetes en 2015 reportó que existen 415 millones de personas en el mundo con diabetes, y de no combatirla, se prevé que en 2040 aumente a 642 millones.

En México, la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de Medio Camino 2016 (Ensanut MC 2016) indicó que el 9.4 por ciento de los individuos encuestados tienen diabetes, sin embargo, Martínez Abundis recordó que por cada persona con la enfermedad existe uno que desconoce que la tiene.

El jefe del Departamento de Fisiología del CUCS, Ernesto Germán Cardona, destacó la importancia del impulso que la Casa de Estudio da a la investigación con el fin de resolver problemas que no han tenido una solución y que afectan a la comunidad como la obesidad y diabetes, con sus consecuencias.



Nota publicada en la edición 917


Otros temas de interés

13 / Noviembre / 2017

13 / Noviembre / 2017

13 / Noviembre / 2017

13 / Noviembre / 2017

13 / Noviembre / 2017

13 / Noviembre / 2017

13 / Noviembre / 2017