Foto: Gustavo Alfonzo

Sur

Homenaje al descubridor de Guachimontones


CUSur y CIESAS realizarán un seminario para recordar a Phil Weigand y sus aportaciones a la arqueología regional

Por Laura Sepúlveda Velázquez
15 Mayo 2017

Las aportaciones a los estudios regionales de Phil Weigand, descubridor de los Guachimontones de Teuchitlán, Jalisco, serán reconocidas como parte de las actividades de la Cátedra en Estudios Regionales “Guillermo de la Peña”, que organiza el Centro Universitario del Sur (CUSur), en coordinación con el Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS).

Weigand fue uno de los grandes promotores de la investigación arqueológica en el Centro Occidente de México y su trabajo se enfocó en la importancia de estudiar los vestigios arqueológicos en un contexto más amplio, desde una visión regional, explicó Guillermo de la Peña.

“Empezó a excavar en la zona de Etzatlán sobre las huellas de la arqueología que se habían hecho en Jalisco, que eran sobre todo estudios centrado en las tumbas de tiro que se encontraron especialmente en el Sur del estado. Trabajando sobre este tipo de  asentamientos concluyó que para entender los sitios que él encontraba cerca de Teuchitlán era necesario ver todo el contexto regional y así fue cómo empezó a escavar”.

Recuerda que en un principio el arqueólogo, etnohistoriador y etnógrafo no contó con financiamiento de las instancias gubernamentales y tuvo que conseguir recursos de otros organismos para formar un equipo de investigación regional.

“En sus labores encuentra que no sólo había tumbas de tiro, sino construcciones monumentales, estas construcciones circulares, que no son muy frecuentes en la arqueología mexicana y que corresponden al periodo que los arqueólogos llaman preclásico. Y encuentra que no era una sola pirámide, sino una serie de ellas y que no eran sólo sitios ceremoniales, sino centros rodeados de asentamientos grandes”.

El investigador del CIESAS explica que gracias a esta labor ha sido reconocido Teuchitlán como quizás el más importante sitio arqueológico del centro occidente de México.

“También existe la hipótesis que plantea Weigand en el sentido de que se trataba de una formación política de proporciones ya estatales. Él habla de un estado segmentario en la zona de Teuchitlán que tenía su epicentro en ese lugar, pero su influencia alcanzó hasta la Sierra Huichola y partes del Centro y Sur de Jalisco”.

Fue Weigand quien fue creando una visión de un estado de Jalisco con una gran riqueza arqueológica, con un desarrollo civilizatorio anterior a los otros desarrollos más conocidos, ya que Teotihuacán y el mundo Maya se desarrollan en el periodo clásico de la evolución mesoamericana.

“Queremos resaltar su obra dentro de un panorama amplio de estudios regionales en el Occidente y recordar que además realizó trabajos etnohistóricos y etnográficos muy originales e innovadores en la Sierra del Nayar”.

El seminario Indígenas y rancheros en la tierra nómada: Homenaje a Phil Weigand, tendrá lugar el 2 de junio a las 9:00 horas en el Paraninfo Enrique Díaz de León y contará con la participación de Andrés Fábregas Puig, del CIESAS Occidente, Eduardo Williams, del Colegio de Michoacán, Ericka Blanco, del Centro Interpretativo Guachimontones “Phil Weigand” y Víctor Manuel Téllez, de la Universidad de Guadalajara.



Nota publicada en la edición 924