Foto: Mariana Hernández León

Talento U

Ganadores del Bootcamp


Académica del CUCS y estudiante de maestría del CUValles participaron en el equipo ganador del Bootcamp “El internet de las cosas”, organizado por el MIT

Por Laura Sepúlveda Velázquez
26 Junio 2017

“Alcohol Sure” es el nombre del proyecto ganador del Bootcamp, organizado por el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés), efectuado del 27 de mayo al 3 de junio, y en el que participaron la profesora e investigadora del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS), Bárbara Vizmanos Lamotte y el estudiante de maestría del Centro Universitario de los Valles (CUValles), Jesús Adrián Arroyo Ceja, quienes en conjunto con integrantes extranjeros lograron esta distinción.

Habían ganado su derecho a participar en este Bootcam, “El Internet de las cosas”,  luego del workshop de hace unos meses en el Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas (CUCEA).

La asistencia de los alumnos de licenciatura y posgrado se deriva de la firma de convenio entre la UdeG y el MIT en 2016 para la formación de 200 estudiantes en un programa de innovación y emprendimiento, con una duración de seis semanas.

En el Bootcam celebrado en días pasados, trabajaron en un proyecto durante una semana, en un equipo que integraron cinco personas más de otras nacionalidades.

¿En qué consistió el proyecto?
Jesús Arroyo: Fue crear una herramienta para detectar bebidas adulteradas o que contengan drogas en los bares mediante un arduino (hardware) conectado con leds y un sensor que manda y compara resultados en internet para saber qué tan buena o mala es.

Bárbara Vizmanos: Con esto creamos vinculación entre sensores, que es lo que el internet de las cosas hace: identificar una situación del mundo real a través de procesos electrónicos y con internet generar acciones que beneficien a la humanidad en diversas áreas.

¿Cómo fue la experiencia?
Jesús Arroyo: La experiencia fue difícil. No fue sencillo llegar a un ambiente con maestros y compañeros diferentes. Al principio nos costó trabajo la adaptación. El proyecto, desde un principio, despertó interés, ya que tendría que dar solución a problemáticas de la sociedad. La experiencia me amplió el panorama, de tal forma que ahora veo diferentes las clases.

¿Cómo fue la dinámica de trabajo?
Bárbara Vizmanos: La idea del MIT fue generar equipos multidisciplinarios y con diferentes temáticas de áreas de trabajo, con una dinámica intensa, con clases teóricas, talleres con programación arduino y raspberry pi y con objetivos que cumplir cada día.

¿Qué representa haber sido ganadores?
Bárbara Vizmanos: No esperábamos el resultado, aunque a medida de que avanzaban sentíamos que la evaluación y comentarios de los demás eran favorables. Como experiencia creo que tenemos que trabajar como institución en el fomento del uso de un segundo idioma, pero a un buen nivel, ya que nuestros egresados tienen que ser competitivos nacional e internacionalmente.



Aunque fue muy complicado, me amplió el panorama, de tal forma que ahora veo diferentes las clases
Nota publicada en la edición 930


Otros temas de interés