Foto: Archivo

Sociedad

Reconstruir su vida, reto de migrantes mexicanos que regresan al país


No hay políticas públicas que favorezcan su reinserción o que permitan aprovechar los conocimientos que adquirieron en el extranjero

Por UDGVirtual
2 Octubre 2017

Los migrantes que regresan a su país de origen, sobre todo de manera forzada, no sólo enfrentan dificultades para reinsertarse en la actividad laboral, sino que pueden presentar afectaciones en el plano psicológico, señaló Sònia Parella Rubio, académica de la Universidad Autónoma de Barcelona, quien impartió una conferencia sobre políticas de migración de retorno en UDGVirtual.

“Este factor pocas veces se incluye en las políticas de retorno. Para muchas personas el principal foco de sufrimiento no es estrictamente el económico, sino la incertidumbre de no saber cómo reconstruir sus vidas”, dijo.

La profesora explicó que durante el tiempo que ha investigado este tema, ha identificado casos de migrantes que no saben cómo enfrentar lo que ellos consideran “empezar de cero”, o que incluso perciben su regreso como un fracaso personal.

“Hablamos, por ejemplo, de mujeres que dejaron a sus hijos y a su regreso ya no se los quieren devolver, así como casos de migrantes que habían mandado su dinero para la construcción de una casa que no existe. Personas que se sienten solas o aisladas, sin nadie que les dé apoyo”.

De acuerdo con la especialista, las políticas actuales que han implementado algunos países involucrados en temas de migración de retorno, incluido México, son insuficientes para garantizar una reinserción exitosa de los migrantes, ya que se dedican a ayudar o apoyar a determinados perfiles.

Afirmó que en las políticas se percibe la figura del migrante como un emprendedor, que por sí solo va a iniciar su negocio y va a salir adelante.

“Sin embargo, no todos pueden o quieren ser emprendedores. Entonces, tenemos el reto de definir cómo reconocer sus capacidades y conocimientos, todo lo que han aprendido y que puede servir al país, y si no hay un buen acompañamiento, estas personas pueden perder su capacidad de iniciar una nueva vida”, indicó.

La académica subrayó que para que haya una política de migración de retorno sostenible, es importante la participación de los dos países involucrados en la dinámica de migración.

“No se puede hablar de responsabilidad unidireccional, las políticas de retorno tienen que ver con dinámicas de movilidad trasnacionales, las políticas sostenibles deben provenir de una lógica binacional o birregional.  En el caso mexicano, con la ‘era Trump’ no estamos hablando del mejor momento para pensar en una estrategia binacional”.



Nota publicada en la edición 942