Foto: Adriana González

Altos

Compartir auto contra la saturación vehicular


CUAltos implementará un proyecto de carpooling para reducir la carga de vehículos que llega al campus y rebasa la capacidad de estacionamientos. La estrategia ayudará a disminuir también el tráfico y la contaminación en Tepatitlán

Por Julio Ríos
13 Noviembre 2017

Tepatitlán es una de las ciudades donde hay más vehículos per cápita en Jalisco. Esto ha provocado no sólo mayor contaminación, sino un déficit de cajones de estacionamiento en casi todos los espacios públicos y privados. El Centro Universitario de los Altos (CUAltos) no es una excepción, pues al campus llegan 15 por ciento más coches que los que caben en los cajones.

Para revertir esta situación y crear conciencia ecológica, en el CUAltos diseñan una estrategia de carpooling (uso de auto compartido), con el objetivo de reducir al menos en 25 por ciento el flujo de vehículos que entran al campus. Ésta involucrará a toda la comunidad y será apoyada con el desarrollo de una aplicación para dispositivos móviles.

Se trata de un subproyecto inmerso en una estrategia integral de movilidad sustentable en este centro, especificó Marco Antonio Berger García, jefe del Departamento de Estudios Organizacionales, del CUAltos.

Aseveró que una primera etapa consistirá en diagnosticar cómo está la oferta y demanda de vehículos motorizados y cómo ha crecido por cada semestre escolar, pues en cada ciclo hay un aumento del tres al cuatro por ciento en la matrícula.

“Como el espacio de estacionamientos es fijo, empezamos a padecer el problema de la saturación, ya que hay más demanda que oferta, y tanto profesores, alumnos o comunidad universitaria en general no tiene espacios disponibles. Ante tal situación estamos diagnosticando los flujos”.

Aunque aún no tienen los resultados finales del estudio, Berger García adelantó a La gaceta que alrededor del 60 por ciento de los alumnos o profesores se trasladan solos al campus. El estacionamiento del CUAltos cuenta con 162 cajones para alumnos y 117 para maestros y administrativos. Además, otro espacio adicional para 80 coches. Todos se llenan.

“Lo más paradójico del asunto es que existe una gran vecindad o ‘compacidad’. Muchos somos vecinos en Tepatitlán, en diferentes barrios o fraccionamientos y no hemos generado mecanismos de comparación, a pesar que entramos en horarios similares, entre 8 o 9 de la mañana”.

Una ciudad con muchos coches
Tepatitlán cuenta con un parque vehicular de 65 mil 130 unidades, según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, de los cuales más de 52 mil circulan en la cabecera municipal. Esto quiere decir que esta ciudad es una de las más motorizadas de Jalisco, pues hay un carro por cada dos personas. En contraste, en la Zona Metropolitana de Guadalajara la proporción es de un automóvil por casi tres habitantes.

El proyecto de CUAltos se prevé que ayudará a reducir en un dos por ciento la carga vehicular y por ende la huella de carbono en la zona. Los datos duros esperan tenerlos a finales de este año y comenzar a trabajar la estrategia en enero, para aplicar el programa piloto a principios de febrero, con el propósito de que se consolide en 2018. La certeza, expresó, es que ya se rebasó en un 15 por ciento el número de cajones de estacionamiento en el campus.

“Si bien es cierto que Tepatitlán no presenta grandes problemas de calidad del aire, como Guadalajara, en términos de contaminantes que provienen de fuentes motorizadas, reduciríamos hasta un 35 por ciento la huella de carbono que surge de los vehículos automotores”.

Difusión y aplicación digital
Para que la estrategia sea exitosa, generarán incentivos para promover el uso del carpooling, como ocurre en los campus universitarios de Estados Unidos. Para ello, utilizarán las nuevas plataformas digitales.

“Uno de los reclamos justos de los alumnos es que a veces es un tema de difusión, de las famosas aplicaciones, que al no existir no hay una convergencia de rutas tal y como se utiliza en muchos países. Entonces también está el proyecto de desarrollar una aplicación y distintos medios de difusión vía redes sociales, para que los alumnos sepan cómo y cuándo compartir el vehículo, los horarios o la frecuencia”.

En esta estrategia participarán en forma conjunta alumnos, profesores y trabajadores administrativos, con el objetivo de permear en toda la comunidad y adquirir estos hábitos en su vida cotidiana.

“Como referente tenemos casos en Estados Unidos, la Unión Europea o Latinoamérica, como por ejemplo Bogotá, Colombia, y Curitiba, Brasil, que son ejemplos de movilidad privada y pública. Queremos vincular el proyecto de movilidad a la vía peatonal que se va a construir gracias al apoyo de la Secretaría de Desarrollo e Integración Social y que va a llegar acá al centro universitario”. añadió Berger.

Este último proyecto del andador vial tendrá un costo de tres millones 300 mil pesos, y fue elegido por la comunidad tepatitlense en las votaciones del presupuesto participativo.

El proyecto del carpooling es voluntario y, por ende, al no haber pago de por medio, no infringe la Ley de Movilidad, como sí ocurre con otras plataformas de cobro o empresas que funcionan en Tepatitlán.



Nota publicada en la edición 948