Foto: Archivo

Sur

Crece CICAN y se convierte en instituto


Con la creación del Instituto de Investigaciones en Comportamiento Alimentario y Nutrición aumentarán los recursos y las instalaciones para brindar más estudios y servicios a la población

Por Laura Sepúlveda Velázquez
10 Diciembre 2018

El Consejo General Universitario aprobó la creación del Instituto de Investigaciones en Comportamiento Alimentario y Nutrición (IICAN) del Centro Universitario del Sur, que es el resultado de una suma de esfuerzos y el trabajo constante de su antecesor, el Centro de Investigaciones en Comportamiento Alimentario y Nutrición (CICAN).

El IICAN tiene como objetivo desarrollar trabajos en comportamiento alimentario y nutrición de manera multi, trans e interdisciplinaria, a nivel nacional e internacional, para contribuir con la resolución de problemas como la obesidad y desnutrición, así como sus co-morbilidades; la crisis en la seguridad alimentaria; la inadecuada distribución del alimento; el impacto de la producción sobre la biodiversidad y sustentabilidad de los ecosistemas así como el desperdicio de alimentos, entre otros temas relacionados a la alimentación.

El director del IICAN, Antonio López Espinoza, destacó la gestión del rector del centro, Ricardo García Cauzor, que les permitirá en breve contar con nuevas instalaciones, consistentes en un edificio de tres pisos con dos súper laboratorios que los ubicará en los primeros lugares de avance tecnológico en Iberoamérica.

“Con eso vamos a tener una gran capacidad de producción científica. El próximo año vamos a evaluación del doctorado para hacerlo avanzar en niveles del Conacyt. Queremos que la planta de investigadores avance de niveles y tenemos la propuesta para ofrecer una especialidad profesionalizante que estaría relacionada con los objetivos del instituto: comportamiento y educación alimentaria, que nos hace falta, ya que la única manera con la que podemos combatir el problema de la obesidad es con la educación en alimentación y la modificación de la conducta”.

Lamentó que las medidas para combatir la obesidad se reduzcan a cuestiones como subir impuestos a los refrescos, con lo que la gente prefiere, por ejemplo, dejar de comprar leche a dejar de consumirlos.

“La gente no se trasforma con medidas de castigo, sino con medidas de cambio en la forma de pensar y actuar, con educación”.

Dijo que la región Sur del estado es la que recibe de forma inmediata los beneficios del trabajo que realizan.

“Trabajamos con innovación, técnica y procesamiento. Tenemos líneas de cambio de usos de suelo, contaminación de aguas, protección del bosque; levantamos la voz en contra de esta tendencia de querer poner miles de invernaderos para producción de berries, que contaminan aguas, tierra y ofrecen empleos mal pagados”.

Aunado a esto trabajan con empresas y el convertirse en instituto les permitirá acceder a más recursos, ya que también éstas tienen interés en invertir en investigación de calidad, lo que redundará en beneficios para la sociedad.

Presentan publicación
Previo a la transformación a instituto, el CICAN presentó el libro titulado Investigaciones en comportamiento alimentario. Reflexiones, alcances y retos que reúne las contribuciones de 53 autores de instituciones y centros de investigación de Colombia, Chile, Francia, España y México.

El libro fue coordinado por los investigadores del CUSur, Antonio López Espinoza, Alma Gabriela Martínez Moreno y Virginia Gabriela Aguilera Cervantes. La particularidad del texto es que entre las contribuciones incluye a doce de estudiantes de pregrado y posgrado así como de siete académicos y 34 investigadores de 10 cuerpos académicos de diversas instituciones, expuso Martínez Moreno.

La investigadora agregó que los diversos capítulos pueden analizarse en tres grandes temas: bases del comportamiento alimentario; propuestas de medición y evaluación; y nuevas aproximaciones y líneas de investigación, como la relación entre hábitos alimentarios y Síndrome de Burnout, además de la violencia emocional y su relación con los trastornos alimentarios.

 Virginia Gabriela Aguilera señaló que el libro es una forma de transmitir a la población los productos de investigación del CICAN y otras instituciones.



Nota publicada en la edición 997


Otros temas de interés